CANATUR realiza gira de campo por la reserva natural complejo volcánico San Cristóbal- Casita

Este 1ero de mayo, la Cámara Nacional de Turismo de Nicaragua (CANATUR) realizó una gira de campo por la Reserva Natural Complejo Volcánico San Cristóbal- Casita, para conocer los avances del Proyecto SUBV/06/NIC-824 de la Ruta Colonial y de los Volcanes en conjunto con África ’70 y CANATUR. En esta gira de campo nos acompañó la Coordinadora del Proyecto y  Directora Ejecutiva, Elsie León, el Secretario de CANATUR y Técnico de Turismo del Proyecto, Arturo Cano y el Staff de CANATUR.

Durante esta jornada se contó con la hospitalidad de los lugareños, quienes nos dieron la bienvenida con mucha amabilidad, Doña Justina patriarca de una de las comunidades nos regaló una bolsa de frijoles cocidos con unas deliciosas tortillas calientes.

A unos 200 metros hacia el volcán, nos alojamos en un bonito hostal llamado Franbelin, ahí fuimos recibido por Don Jose su propietario, quien nos dio un pequeño tour en la propiedad y nos contó un poco como ellos contribuyen al turismo rural, ofreciendo tour a los visitantes amantes del escalar.

Al terminar de almorzar, nos dirigimos a la hacienda San Cristobal Las Rojas, ahí nos recibió el Guía Don Cándido Fausto Centeno con su hijo Fausto Octavio Tijerino, quienes nos dieron la bienvenida con un postre típico de la zona miel de abeja y semilla de marañón.

Don Cándido nos deleitó la tarde, contándonos sobre los mitos y leyendas del complejo volcánico, principalmente del volcán Chonco, quienes los guías antes de hacer el tour, les explican a los turistas su lema “Coman todo lo que quieran, pero nunca se lo lleven a su casa, porque pueden perderse”, muchos turistas que se han querido llevar la comida del lugar, se han perdido y hasta que se comen la comida o la dejan en el volcán, vuelven a recuperar el camino. Turistas que han pasado por esta situación le han contado a Don Cándido que la leyenda es verdad.

El ascenso del San Cristóbal es uno de los más difíciles en Nicaragua. Sus faldas empinadas hacen difícil el trayecto hacia el cráter. Toma todo un día subir y bajar este volcán y para poder hacerlo debe estar en buena condición física. La escalada es un verdadero reto, pero una vez en la cima, las vistas recompensan todo el esfuerzo.

Deja un comentario

Nombre (requerido)
Email (requerido)
Comment (requerido)