Otros Atractivos

  • + -

    Cultura

    Aparte de disfrutar todo lo que encierra la cultura del café y la cultura del Tabaco, Estelí cuenta con un sitio en Tisey, relativamente cerca de la ciudad, donde se puede disfrutar de la cultura caprina. Se trata de La Garnacha.

    La crianza de cabras y de ovejas peliguey, se extiende más allá de la carne y en La Garnacha usted puede disfrutar de leche, lácteos y carne de cabra, preparados por una comunidad que lleva años, perfeccionando estos procesos y produciendo lácteos para el mercado nacional e internacional.

    Es común encontrar familias dedicadas a la música, que tiene expresiones foráneas como la polka, combinadas con mazurcas y sones norteños.

    Expresión diferenciada de la cultura de Estelí son las artesanías de marmolina blanca y otros colores bajos, extraídos de las minas de San Juan de Limay, donde alguna vez se extrajo oro. Por su calidad esta artesanía se encuentra en Estelí, Managua y los mercados artesanales de Masaya.

  • + -

    Industria tabacalera

    Emigrantes cubanos llegados al país en la segunda mitad del siglo XX, iniciaron la plantación de café en Estelí y ahora, en menos de un siglo de práctica, producen tabacos de estilo habanos con mucho éxito en el mercado internacional.

    Las plantaciones de tabaco, cercanas a la ciudad de Estelí, están abiertas a los turistas apasionados por el humo, sabor, olor y estilo de vida que provoca la hoja, que ha prevalecido a pesar de los modernos cigarrillos.

    El estilo cubano de producción tabacalera, en nada ha alterado las costumbres que marcan la vida rural nica de los lugareños.

    La mayor curiosidad para el turista la provocan las fábricas de puros ubicadas en la ciudad, donde centenares de trabajadores, en su mayoría mujeres, forjan con sus propias manos los puros, que los turistas pueden gozar, como parte de su educación en la cultura del tabaco.

  • + -

    Haciendas cafetaleras

    El mundo del café constituye toda una cultura, implantada en Nicaragua desde la segunda mitad del Siglo XIX y desarrollada en las zonas altas del país. La casa hacienda, las plantaciones, los bosques, las fuentes de agua, los procesos de secado, son todo un arte que tiene por eje central el cuidadoso cultivo que le ha dado a Nicaragua un espacio destacado entre los cafés de calidad del mundo.

    Las temporadas de corte concentran a centenares de trabajadores y en muchos casos, la comunidad atrae la diversión campesina.

    Los bosques de cada unidad productiva no sólo componen hermosos paisajes naturales, sino que forjan microclimas y atraen muchas especies de aves, que dan a la vida en las haciendas cafetaleras un toque singular.

    Las montañas de Estelí están llenas de diversas especies de aves. Quetzales y tucanes destacan por su colorido entre la variedad de aves que se pueden ver en los bosques húmedos de mayor altura. Algunas elevaciones como Moropotente  superan los 1,500 metros y por lo general coinciden con las haciendas cafetaleras o bosques primarios.

    Estelí tiene al norte de su territorio, zonas convergentes con las montañas de Nueva Segovia, llenas de  bosques de pino y otras especies preciosas, que permiten complementar el tipo de flora y fauna voladora en esta región del país.

  • + -

    Naturaleza

    El salto de la Estanzuela es una cascada de 45 metros de altura, en una zona del cerro Tisey donde convergen tres ríos. Aunque impresiona siempre por su altura, el caudal es muy abundante en invierno.

    La naturaleza del entorno es especialmente favorecida, combinando vegetación arbustos y una amplia gama de aves que se pueden contemplar en diferentes épocas del año. Aunque es cerca de Estelí, su camino es dificultoso.

    Miraflor es otra reserva natural un poco más alejada, pero la más rica en fauna y vegetación de todo departamento de Estelí. Cuenta con una inusual laguna en medio de una selva no volcánica, que deja huella de la inmensa población de volcanes en la historia geográfica de esta zona norte.

    Miraflor tiene algunas opciones de turismo rural comunitario y la oportunidad de disfrutar de la naturaleza que se extiende en toda la zona llamada Moropotente.